Importancia del involucramiento de los padres
en la educación de sus hijos

 

“La escuela es el segundo hogar, pero la casa es la primera escuela”
José Mujica

 

El involucramiento de los padres en la formación de sus hijos va mucho más allá de lo que se podría imaginar.

Lo óptimo durante el aprendizaje es que los padres estén interesados en los temas tanto personales como escolares de sus hijos y les brinden una guía adecuada sin perder su jerarquía; con amor y paciencia porque solo así se gana la confianza, una vez obtenido esto, la autoridad real parental perdura y con ello el respeto, la seguridad, el sentido de pertenencia y una correcta identificación sexual. Sin el área emocional estable, será imposible conseguir estabilidad académica.

Las instituciones educativas son fuentes fundamentales dentro del proceso de educación, pero el acompañamiento de los padres es esencial para que en el futuro podamos ver personas que tengan éxito en los estudios, y que sean seres humanos de calidad.

Cuanto más se trabaja con los hijos en las distintas actividades de aprendizaje académico y emocional en casa, será mucho más posible que los niños, niñas desarrollen una buena actitud ante la vida gracias a la aceptación, a la oportunidad de aprendizaje de los errores y superación de los mismos.

Recuerden que en casa se aprende a saludar, a agradecer, se aprende acerca de la honestidad, puntualidad, respeto, solidaridad, modales, sinceridad, organización, obediencia, cuidado del cuerpo, de las pertenencias y de la propiedad ajena, entre otros; y en la escuela se aprende matemáticas, ciencias naturales, estudios sociales, inglés, etc. y se refuerzan los valores que desde el hogar les han inculcado.

 

Pscl. Fernanda Sierra

DECE